lunes, 13 de junio de 2016

Detergente líquido para lavar la ropa hecho en casa.

¡Hola a todos! 
En una publicación anterior hable sobre los ingredientes necesarios para poder elaborar nuestros  productos de limpieza hechos en casa. 
Teniendo conocimiento de todos estos ingredientes necesarios podemos comenzar a realizar diferentes productos. 
Comencemos por el detergente líquido para lavar la ropa. Acabo de probarlo y es una maravilla, le ha dado más color a los tejidos, no los despinta, la ropa sale con olor a limpio, no tiene un olor específico, simplemente huele a limpio, en el ciclo final del lavado he agregado 50 gr de suavizante para ropa que también he preparado. El resultado es maravilloso. Recomiendo que prueben este detergente porque lava bien, higieniza y cuida los tejidos. 


Para realizar un detergente líquido para lavar la ropa necesitamos de tensioactivos, ya que son los únicos que van a lavar bien la ropa sucia y la van a desengrasar, recuerden que los tensioactivos sirven para emulsionar las grasas y que puedan ser lavadas fácilmente con el agua, visto que para muchos es difícil encontrar los tensioactivos podemos utilizar un detergente para platos, mejor si tiene certificado Ecolabel, de esa manera estamos seguros que sus ingredientes cuidan el medio ambiente y tienen en cuenta en la medida de lo posible el uso de ingredientes seguros, de origen natural y biodegradables. 

Otro ingrediente necesario es el jabón de Marsella, éste ayudará a formar menos espuma, es decir se usa como anti espuma, salvaguardando de esa manera el buen funcionamiento de la lavadora, ya que demasiada espuma podría malograrla. 
Asimismo debemos usar el Carbonato de sodio o también conocido como Soda Solvay,  que no debemos confundir con el bicarbonato de sodio o con la soda caustica. El carbonato de sodio es mucho más alcalino que el bicarbonato y va a permitir un ambiente que inhibirá el crecimiento de las bacterias debido a la alta alcalinidad del producto final, además favorecerá la función de lavado del tensioactivo, ya que disuelve las grasas, en esta receta va actuar como conservante gracias al aumento del pH. 
Además es necesario el uso de un secuestrante o agente quelante como el Citrato de sodio, éste va a reducir la dureza del agua, quitando las sales de calcio y magnesio, permitiendo que el tensioactivo lave mejor sin que se depositen depósitos insolubles en los tejidos; y obviamente siendo un detergente líquido es necesario el uso del agua, que debe ser siempre destilada. 

Ingredientes para un litro de detergente. 
  • 370 g de detergente líquido para platos.
  • 300 g de agua destilada.
  • 200 g de jabón líquido de Marsella.
  • 100 g de citrato de sodio líquido. 
  • 30 g de carbonato de sodio o soda Solvay. 
Procedimiento.-
  1. Primero realizar el jabón líquido de Marsella.
  2. Luego realizar el citrato de sodio líquido. 
  3. Una vez hechos ambos ingredientes iniciamos mezclando el carbonato de sodio con el agua destilada hasta que el carbonato de calcio se disuelva totalmente, 
  4. Luego agregar el detergente para platos, mezclar. 
  5. Agregar el jabón líquido y mezclar.
  6. Agregar el citrato de sodio y mezclar. 
  7. Una vez mezclado todo muy bien obtendremos un gel denso con un pH entre 10 y 11. Para mayor seguridad medir el pH. 
  8. Si obtienen un gel demasiado espeso como el que yo obtuve, puede suceder pues no todos utilizamos los mismos ingredientes, agregar 20 g de alcohol de 90 grados, que hará que la fórmula se haga más líquida, de lo contrario dejarlo como esta. 
  9. Verter la preparación en una botella de detergente líquido reciclada. 
Nota.-
  1. Si siguen paso a paso la realización de este detergente obtendrán una solución bastante alcalina que permitirá la buena conservación del producto en el tiempo. 
  2. El pH resultante de este detergente es pH 10. 
  3. Siguiendo al pie de la letra la receta el producto no hará demasiada espuma, pero de ser el caso, que si haga demasiada espuma, agregar mas jabón de Marsella liquido, que tiene la función de controlar la espuma. 
  4. La cantidad a usar es de un vaso de café o la mitad de un vaso de yogur de 100 ml, puede ser que necesiten más o menos producto, eso dependerá de muchos factores, la cantidad de ropa, si lavan con agua caliente o fría, si la ropa esta muy sucia, en fin. Tienen que probar y ver qué cantidad  es la que se ajusta a sus necesidades y les da mejores resultados. 
  5. De ser el caso realizar dos veces la fase de enjuague, aunque sí usan la justa cantidad no será necesario. 
Jabón liquido de Marsella.-
Para realizar 200 g de jabón de Marsella líquido necesitamos:
  • 180 gr de agua destilada. 
  • 20 gr de jabón de Marsella rallado. 
Procedimiento.-
  1. En una olla agregar el agua destilada y calentarla hasta que llegue a 80 grados centígrados, luego agregar el jabón de Marsella y mezclar hasta que se disuelva totalmente en el agua. 
  2. Podemos esperar a que el jabón se disuelva con el pasar de las horas o podemos acelerar el proceso batiendo con el minipimer hasta que el jabón se disuelva en el agua y se forme un gel. 
  3. El pH de este jabón líquido es de 8.5, sin embargo otros jabones pueden llegar a tener un pH 9. 
Citrato de Sodio Líquido.-
Para realizar el citrato de sodio líquido necesitamos:
  • 750 g de agua destilada.
  • 250 g de bicarbonato de sodio. 
  • 180 g de ácido cítrico anhidro.
Procedimiento.-
  1. Pesar los ingredientes.
  2. En una olla de preferencia de acero inoxidable verter el agua destilada, luego agregar el ácido cítrico y mezclar hasta que se disuelva completamente en el agua.
  3. Una vez que el ácido cítrico se ha disuelto bien agregar lentamente, poco a poco el bicarbonato de sodio, ya que siendo químicamente opuestos van a formar una efervescencia, es decir que van a producir anhídrido carbónico gaseoso (CO2), por tal motivo si agregamos el bicarbonato lentamente evitaremos que se produzca una espuma fuerte y que se rebalse, mezclamos de esta manera el bicarbonato con el agua, lentamente hasta que el bicarbonato se disuelva totalmente en el agua y no cause ninguna reacción, es decir cuando no se forma más espuma porque el ácido cítrico ha sido totalmente neutralizado por el bicarbonato. La solución debe tener un pH 6 o 7, así es que es necesario medir el pH para estar seguros. Este pH neutro no influirá con el pH del detergente que será mucho más alcalino. 
  4. Luego verter la solución de citrato de sodio en una botella reciclada de detergentes y dejarla abierta hasta estar seguros que no se produzca más espuma, el anhídrido carbónico gaseoso puede hacer que la botella se infle, para estar seguros esperamos unos minutos antes de cerrar bien la botella. 
Nota.-
  1. Pueden realizar menor cantidad del producto, dividiendo entre 10 las cantidades y obtendrán 118 g de formula.  

Bueno eso es todo. 
Hasta la próxima receta.

(\ /)
( . .)♥
c(”)(”)
Erika Paola












Publicar un comentario